Presentación

La Prelatura de Juli (Puno, Perú) resguarda un invalorable patrimonio documental. En cientos de libros manuscritos se atesoran la huella del caminar de la Iglesia católica en la zona aimara peruana. El archivo histórico de la Prelatura de Juli conserva libros de bautizos, matrimonios, entierros y de fábrica de las parroquias que se incluyen en su jurisdicción, en los cuales se encuentra la identidad y memoria de la sociedad local. Casi en su totalidad es un corpus documental inédito. Los folios manuscritos, que datan de mediados del siglo XVII, reflejan los antepasados de las poblaciones actuales y los diferentes tipos de relaciones personales formadas entre sí y la Iglesia en una sociedad donde lo religioso fue un factor central de cohesión. En este universo de interrelaciones de la historia de Chucuito, El Collao y Yunguyo, sacerdotes, religiosos y obispos escribieron un capítulo sin parangón.

Parte del valor histórico y sociocultural de nuestro archivo lo conforman la huella ignaciana. Las cuatro iglesias juleñas estuvieron a cargo de la orden jesuita por casi dos siglos (hasta su expulsión en 1767). El Archivo Histórico de la Prelatura de Juli conserva, aunque pocas y en mal estado, parte de los registros sobre la administración parroquial durante esta etapa y copias de inventarios de los bienes que poseían la comunidad fundada por San Ignacio de Loyola.

Este corpus y el resto son únicos de su tipo, y deben realizarse acciones sostenibles y de impacto a cargo de profesionales. Consciente de este valor para la Iglesia y las generaciones actuales, la Prelatura de Juli ha otorgado un lugar central a su archivo histórico. En este sitio web, se puede conocer los fondos documentales en los que se distribuye el archivo, los proyectos realizados hasta el momento y las condiciones de acceso disponible.

Enlaces de interés:

-          Sitio del Archivo histórico de la Prelatura de Juli en el Censo-Guía de Archivos de España e Iberoamérica (http://censoarchivos.mcu.es/CensoGuia/archivodetail.htm?id=1515953).

Leyenda: Partida de entierro del bebé Miguel de Barsana, hijo de Felipe de Mendosa y Ana Collquema, realizo por el padre jesuita Diego de Molinar y Valde el 24 de setiembre de 1665 (Libro de Entierros de San Juan Bautista de Juli, 1638-1770). Fotografía de Carlos Zegarra Moretti.